InicioNoticiasEl MundoDonald Trump no quiere soltar el coroto y mantiene su teoría de...

Donald Trump no quiere soltar el coroto y mantiene su teoría de “fraude electoral”

Anuncio

A más de un mes de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, el aun vigente pero perdedor de la contienda, Donald Trump, reitera su postura con respecto a un aparente fraude electoral. En ese sentido, sigue negándose a reconocer la derrota frente Joe Biden, quien consiguió la victoria de votos y en el sistema de electores.

Trump no admite y sigue pregonando “fraude electoral”

En reiteradas oportunidades, el republicano amenazó a las instituciones del país con alrededor de 50 denuncias, hechas por él y sus aliados. No obstante, ninguna con pruebas contundentes de las acusaciones de trampa en los comicios del 3 de noviembre; fecha que desde entonces empezó a declarar el presunto amaño.

Los jueces, incluidos los de la Corte Suprema, y los funcionarios locales, incluso los republicanos, no han cedido. De tal manera, los miembros del Colegio Electoral se reunirán el lunes 14 de diciembre en cada estado para registrar sus votos.

Por su parte, el profesor de Historia de la Universidad de Kansas, David Farber, se refirió al escenario político que vive la nación.

Anuncio

“Estamos en una era en la que la legitimidad de nuestras instituciones está siendo desafiada como nunca antes, excepto quizás durante la Guerra Civil” (1861-65). A su vez, aplaudió la estoica posición de las autoridades autónomas y aseguró que “los estadounidenses pueden estar orgullosos de eso”.

También te puede interesar: Un hombre construyó su propia isla en busca de libertad ¡Esta es la Isla de las Rosas!

Trump
Partidarios de Trump en Washington, DC. Foto: José Luis Magana / AFP

Sin embargo, el discurso presidencial convenció a un sector de la población: un tercio de los estadounidenses piensa que Biden debe su victoria a un fraude, cifra que se eleva a 77% entre los votantes de Trump, según una encuesta de la Universidad de Monmouth.

“Este tipo de veneno puede realmente filtrarse en una democracia y deslegitimar la forma tradicional en que se desarrolla la política en este país”, considera Farber, que advierte sobre un peligro para la democracia.

Acusaciones de Trump

- Anuncio -

Las acusaciones de Trump florecieron en un contexto favorable, señala Wendy Schiller, profesora de Ciencias Políticas de la Universidad de Brown.

Debido a la pandemia, la gente ya no tiene conversaciones en lugares de culto, el trabajo o fiestas. Consumen aún más contenido de los medios de comunicación, pero eligen aquellos que apoyan sus puntos de vista, como los pequeños canales que están a favor de Trump Newsmax y OAN.

“No hay lugar para los que no están de acuerdo”, explica Schiller.

“Realmente, hoy puedes elegir tu realidad escogiendo qué canales ver y qué sitios visitar.  No es muy bueno para la democracia, porque solidifica las opiniones”, asegura Thomas Holbrook, profesor de Política Pública de la Universidad de Wisconsin.

Al guardar silencio o adherir a las teorías del presidente, los republicanos del Congreso reforzaron aún más las dudas de los votantes conservadores.

“Nadie se levantará para contradecirlo”, asegura Michael Nelson, politólogo del Rhodes College: “Tienen miedo de enfurecer a sus votantes”.

Tolerancia

En este contexto, se espera que Biden encuentre “una fuerte resistencia durante los primeros seis meses o el primer año” de su presidencia, predice Schiller.

Para la experta, esta tensión disminuirá cuando la población se vacune contra el covid-19, la economía repunte y la gente se dé cuenta de que “Trump se ha ido”.

Pero para Nelson, la preocupación “no es tanto lo que va a pasar en el próximo año”, sino “si esto sigue pasando en los próximos 10 años o en las próximas elecciones presidenciales”.

“Podríamos empezar a ver lentamente cómo se erosiona la democracia”, advierte.

Trump
Miembros de grupos radicales protestan en Washington a favor de Trump. Foto: Stephanie Keith/Getty Images/AFP

Holbrook coincide con esa preocupación al advertir que “algunas personas sienten que las elecciones fueron robadas”.

Eso podría llevar a un mayor nivel de tolerancia hacia los “grupos marginales” como las milicias, explicó.

Trece miembros de una milicia de Michigan fueron arrestados en octubre por conspirar para secuestrar a la gobernadora demócrata Gretchen Whitmer, y el fin de semana pasado, en ese mismo estado, manifestantes armados organizaron una protesta frente a la casa de un funcionario electoral.

En un video de la escena, publicado en Internet, una de los manifestantes se compromete a “seguir luchando para devolver la elección al presidente” Trump. “Esto es sólo el comienzo”, advierte.

Si quieres recibir en tu celular esta y otras informaciones, descarga Telegram, ingresa al link https://t.co/g8JnSgNFfV y dale click a +Unirme.

Información de AFP

Anuncio

Valorar Noticia

Kevin Ibarrahttp://Táchira%20Noticias
Comunicador Social de la ULA

Ultima Hora