InicioDestacadosCrisis migratoria venezolana impacta la economía de la zona franca de Curazao

Crisis migratoria venezolana impacta la economía de la zona franca de Curazao

Anuncio

La crisis migratoria venezolana ha tenido un impacto significativo en la zona franca de Curazao, que históricamente representaba el 60% del comercio de esta región autónoma caribeña. A pesar de la reapertura de las fronteras con Venezuela hace un año, las restricciones migratorias vigentes desde 2021, que exigen visa para los venezolanos, han generado desafíos adicionales para el intercambio comercial.

Curazao, con una población aproximada de 150,000 habitantes, ha acogido a alrededor de 14,000 venezolanos debido a la crisis económica y política que ha llevado a más de siete millones de personas a abandonar Venezuela, según datos de la ONU.

Jacqueline Jansen, directora general de Curinde (Curaçao Industrial & International Trade Development Company), destacó los desafíos enfrentados durante los años de cierre de las fronteras y subrayó la importancia de facilitar los trámites de visado para reactivar el comercio con Venezuela.

En este contexto, Curinde ha implementado un programa para agilizar los trámites de visado dirigido a comerciantes venezolanos, con el objetivo de organizar grupos que impulsen el intercambio comercial. Un proyecto piloto realizado con visitantes de Cuba ha mostrado resultados positivos, lo que ha motivado a continuar explorando oportunidades de mercado en Venezuela.

Anuncio

Giovanni Boekhoudt, gerente de cuentas con clientes de Curinde, señaló que Venezuela era responsable del 60% del comercio de la zona franca, con un intercambio que superaba los 400 millones de dólares anuales. Sin embargo, debido al cierre de fronteras y la pandemia, la cifra de visitantes venezolanos se redujo drásticamente a tan solo 22 en 2021.

La zona franca del puerto de Curazao, establecida en la década de 1950, se ha centrado principalmente en los sectores textil y farmacéutico, así como en productos como alcohol y tabaco. Aunque sus volúmenes de negocio son modestos en comparación con otras zonas francas de la región, tienen un impacto significativo en el PIB de la isla, representando el 5%, según la Asociación de Zonas Francas de las Américas (AZFA).

En este contexto, Curazao busca «normalizar» las relaciones comerciales con Venezuela y diversificar su comercio para mitigar los efectos de la crisis migratoria en su economía.

Compartir
Anuncio

Valorar Noticia

Kevin Ibarra
Kevin Ibarrahttp://Táchira%20Noticias
Comunicador Social de la ULA

Ultima Hora